Un grupo de amigos iniciaron los festejos navideños con una gran posada en casa de Nacho Muñoz, donde la música, la pista de baile y las bebidas hicieron una increíble noche.