Diego Guzmán realizó su taller de pintura con la técnica “realismo espontáneo”.