Con motivo de festejar otro año más de vida, Ale Valdés se reunió el pasado fin de semana con sus seres queridos en un distinguido bar de la ciudad. Para iniciar con la jornada de festejos, la sampetrina acudió al restaurante Colmillo en compañía de sus familiares de quienes recibió múltiples felicitaciones y muestras de cariño en lo que fue su aniversario número 27. En un ameno ambiente lleno de buena vibra, los asistentes disfrutaron de una exquisita cena que incluyó tacos, botanas de ceviche y carne asada, entre otros, además de esperar el momento más especial de la velada, entonar “Las Mañanitas” y degustar el tradicional pastel de cumpleaños. Posteriormente, la guapa cumpleañera se trasladó al Piraña para continuar la fiesta con sus amigos más allegados, con quienes pasó largas horas de diversión al aire libre. Durante su estancia, Ale e invitados gozaron de la distintiva atmósfera del recinto y ordenaron los más exquisitos cocteles para brindar por otro año más de increíble amistad.